Ellas








Sus fotografías y sus propias palabras tras realizar el Taller de Autoestima


Cosas como esta pasan en los Talleres de Autoestima para Princesas Extraviadas.
Antes de continuar, quiero recordar otra y mil veces más que huímos de la acepción de princesa cursi e indefensa, sino que la elección del nombre Princesas Extraviadas se basa en el significado real de la palabra princesa, que no es otro que PRIORIDAD, PRINCIPAL. Y esa es nuestra misión, recordarte que TÚ eres PRIORIDAD y PRINCIPAL en tu vida.
Estas son algunas de las mujeres reales que se atrevieron a vivir esta experiencia.
Podréis pensar que es photoshop, que son horas de peluquería y maquillaje, pero os prometo que LA MAGIA OCURRE durante el taller, tras el momento en el que ellas se atreven a dejar brillar a la mujer que las habita, la mujer que corre con los lobos, la mujer salvaje y primigenia, libre, PLENA. BELLA.
Son ellas mismas las que se maquillan en el baño en 2 segundos antes de una micro sesión de menos de 10 minutos para cada una, SÍ, menos de 10 minutos de sesión.
Y son más que suficientes para conseguir una imagen como esta, para que nunca olviden que fue aquí donde re-descubrieron a ésa mujer. Para que vuelvan a ella cada vez que se pierdan entre sus propias sombras.
Son más de 80 las mujeres que han viajado con nosotras hacia el centro de sí mismas. Son casi 80 las mujeres que pueden confirmar mis palabras porque ellas mismas lo han vivido.
Gracias, hermana, porque estamos haciendo algo tan maravilloso que todavía me cuesta creer. Y esto es sólo el principio.
Si tú también quieres RE-CONOCERTE, ya tenemos fechas disponibles para las próximas ediciones de 2016.
Más info: marasaiz.photo@gmail.com

















Cuando era pequeña cayó en mis manos un libro que se llama "La vida sale al encuentro". Lo devoré como era habitual en mi, deseosa de descubrir y encontrar respuestas a tantas preguntas que se agolpaban en mi mente y en mi alma. Esas respuestas han ido llegando en su momento, cuando la vida en sí, lo ha elegido. En esa espera ha estado la clave para entender y entenderme. La vida me va poniendo delante una y otra vez, con esmero y persistencia, mi propio camino que a veces no soy valiente para seguir, pero si he aprendido a ser paciente y a seguir mi instinto.
 Así llego a Madrid a vuestro taller. Sin saber prácticamente nada pero sí con la certeza de que la vida salía al encuentro, que había palabras que me resonaban para estar allí.. Fotografía, mujeres, esencia, autoestima,aprendizaje, superación, encuentro, re-conocimiento, compartir, ser.. No me equivoqué.
Me dí de frente con varias cosas que se quedarán en mi mente de forma muy especial. Un lugar maravilloso lleno de rincones que invitan a quedarse allí para siempre, a dos mujeres; Mara y Ana que con la mayor de las sonrisas,una gran  profesionalidad y actitud, te abrazan tendiéndote la mano con seguridad y consiguen que te sientas como en casa en minutos. A diez mujeres Alicia, Ana, María, Bea, Carol, Elena, Mirian, Estrella, Paula, Raquel y Cristina que decidieron, como yo, llegar desde distintos puntos de España, cargadas de  vivencias y sueños...Habéis sido muy valientes y generosas.
Lo que a partir de ese momento ocurre soy incapaz de expresarlo con palabras.  Sí que puedo decir que vale muchísimo la pena, que es una preciosa y especial experiencia que te lleva a encontrarte con mucha parte de ti;  la que te gusta y la que no. Porque desde el "no ser" comprendemos nuestra esencia y Ana Saiz nos supo llevar con dulzura e inmenso saber hasta ahí. Desde el "ser"  vemos y aceptamos nuestra apariencia y aquí el ojo de Mara Saiz y su magnífica fotografía te hacen redescubrirte.













Ana Saiz te ayuda a buscar, en lo más profundo de ti, las piezas para recomponer tu ser, para reencontrarte y reconocerte. Te guia con amor y dulzura por caminos a los que muchas veces nos cuesta o nos da miedo acceder. Pero son los caminos de tu vida, los que necesitas andar para recuperar tu poder, para recuperar las ganas de querer ver la vida desde la mirada del amor, ese amor que tanta falta le hace al mundo. Y después de un maravilloso e intenso día, llega Mara Saiz con su cámara, y plasma con el mismo amor y dulzura esa parte de camino recorrido, es un ángel con la virtud de capturar miradas llenas de ilusiones, llenas de fuerza. Sencillamente, gracias infinitas Ana y Mara Saiz.










En un momento en el que los cimientos de nuestra sociedad convulsionan a mano armada, en un momento en el que eclosionan monstruosos actos de odio para sacudir nuestro concepto de humanidad, en un momento en el que se manifiesta la diferencia entre los muertos de primera y los muertos de segunda, justo en ese momento las mujeres se congregan para reencontrarse en su esencia y poder sanar. Solteras, casadas, madres, cansadas, frescas, dolidas, quejosas, empoderadas, todas ellas princesas del reino quebrado con su Estado deslustrado. Herederas de un trono heredado con título de sumisión y corona de inculpado.
Mujeres aglutinadas para desactivar las bombas, danzar con las sombras del mal y proyectar un rayo de luz a esta corrompida sociedad.
Acogida, valorada, renacida, encontrada, esta Princesa de Menorca hoy quiere dar las GRACIAS. Gracias, Ana y Mara, habéis creado un taller desde el corazón. Desde que lo hice me siento mejor. Espero y confío que vuestro valor se extienda como una red imperecedera, que enriquezca nuestros reinos y haga de la autoestima nuestra bandera."

Y ella es Noelia Mas, una actriz y cuentacuentos con el cuerpo y el alma de una mujer maravillosa.


"Cuentan los cuentos que las princesas se pierden, y extraviarse forma parte del viaje de regreso a casa, que es su propio corazón. En el camino hay encuentros reveladores con seres inolvidables que permanecerán para siempre en nuestra alma…
Encontrarse con Mara Saiz y Ana Saiz, mujeres reales y mágicas, que permanecen princesas para recordarnos que la vida es un cuento precioso, mientras nos acompañan, nos guían y nos ayudan a tejer esa red irrompible que creamos las mujeres cuando nos reunimos para cantar, bailar, llorar, reír, abrazarnos, mirarnos, escucharnos, hablarnos y jugar juntas...para descubrir una belleza y un poder supremos, escondidos en la discreción de nuestros quehaceres cotidianos, en nuestro ser humano a cada instante, como madres, hijas, esposas, amigas, hermanas y todo eso que vamos siendo en el mundo… y que se revelan gloriosamente gracias a los abrazos compartidos, gracias a la mirada luminosa y al delicado trabajo de Mara y Ana, que es amor verdadero y profunda sabiduría. Gracias por la red, Princesas… Ana, Mara, Arancha, Inma, Leo, María, María José, Mary Luz, Mery, Paula, Paula, Susi y Yolanda."



"El Domingo pasado fue un día intenso sin duda.
Llegué a Madrid por la mañana nerviosa por que llegaba con retraso, por que no sabía exactamente a lo que iba, no tenía ni idea de lo que me esperaba. Además estaba nerviosa porque me cuesta mucho hacerme a la idea de conocer a gente nueva y por que sentía mucha vergüenza. Tenía ese maldito miedo irracional que hace que la cabeza te vaya a mil por hora...

Pero Mara estaba allí para transmitirme calma. Mi único rostro conocido.
Todo lo que vino después hasta la noche no lo puedo explicar con palabras. quizás es mejor que vieseis mi cara y casi mejor que cuando me veáis la próxima vez me dejéis daros un abrazo.

Me siento tremendamente afortunada de como se han ido dando los hechos para llegar al día de hoy y ser participe de un proyecto precioso en el que he tenido la oportunidad de conocer a grandes personas. a grandes mujeres que has dado todo por un rescate, el de ellas mismas y por el de sus compis princesas Emoticono grin

Mara y Ana Saiz: Han sido sin duda un equipo, un puño fuerte y una mano dulce. Una voz serena y amorosa y una mirada cómplice.

Llegué de vuelta a Barcelona a las 00.00 con el corazón lleno, la sonrisa amplia y la Mente en paz.

Gracias por todas las herramientas que me habéis mostrado que tengo."












"Y yo como siempre hablo poco y tarde... Pero ahí va! Me teníais tan alucinada que casi ni me brotaban lagrimas (llegué a pensar que mi sensibilidad había desaparecido) ni me salían las palabras...hasta q vi que llegaba el final del día, entonces ahí me di cuenta de que yo también era tan especial como todas vosotras; de que me había quedado con algo de todas vosotras para siempre dentro de mi corazoncito lleno de tiritas; de que me queda mucha vida para seguir luchando; de que tengo que sonreír; de que tengo que hacer lo que sea para ponerme bien; de que tengo q intentar dejar mi dolor a un lado, no voy a permitir que me venza y centrarme en todo lo bueno que tengo a mi alrededor; de quererme tal y como soy; de que necesitaba este empujón para salir a flote otra vez, que me estaba hundiendo yo sola y no podía salir...

Y aunque los demás piensen que me he animado por una foto no es solo eso ... es la primera vez que veo una foto mía que no me transmite tristeza si no serenidad, tranquilidad, libertad y esperanza. Gracias a todas vosotras, mis princesas, mis reinas, mis ángeles...

Ahora se que mi padre, este donde este me esta diciendo al oído "Silvia, lo estás haciéndo bien. Os quiero"





"Todo lo que se pueda contar con palabras sobre la experiencia que vivimos 11 princesas extraviadas pero ya encontradas y 2 princesas que son ángeles, es poco.
Vives un día que sólo lo sientes al máximo ese día pero recuerdas y guardas para el resto de tu vida.
13 mujeres y un único motivo; encontrarnos.
Ayer, entramos a La casa de la luna siendo totalmente distintas a las que salían de ella, o por lo menos, sintiendo bien distinto e intenso.
Ha sido lo más bonito que he vivido en 20 años y me llevo cosas que no se pueden explicar de cada una de las princesas y del lugar.
GRACIAS Ana Saiz por tu dedicación a cada una de nosotras en volver a construir una persona feliz y con ganas de comerse el mundo, por tus palabras y por transmitir tanto con esos ojazos y ese corazón que llevas a donde tú vas. Gracias por enseñarnos tanto en tan poco tiempo y por haberme cambiado la vida.
GRACIAS Mara Saiz Gomis por hacer de hermana mayor en 9 horas y sentir cómo un hilo enganchado a ti me sujeta con tanto amor y cariño. Por tu sensibilidad y dulzura y por tus mimos. Porque te haces querer a lo grande.
Me llevo tanto y sobretodo en qué pensar y madurar con los días que me parece imposible que en tan poco tiempo haya pasado tantísimo.
Sois TAN especiales cada una de vosotras.
Gracias, gracias y más gracias.
Soy una princesa afortunada por haber vivido algo tan bonito y tan inolvidable."










"Aún no soy consciente de la suerte que he tenido de poder disfrutar y participar en primera persona de esta experiencia tan sumamente brutal. He entrado al taller con miles de lágrimas de desgarro y dolor e infinidad de heridas en carne viva. Pero puedo decir que salgo renovada, con muchas ganas de vivir y regalar sonrisas todos los días del resto de mi vida sin derramar ni una lágrima más, solamente las de felicidad. Esta experiencia me ha reencontrado con mi niña, mi adolescente, mi mujer y valorarme en todos esos aspectos al máximo exponente. Me llevo conmigo 10 princesas, 2 reinas, 2 ángeles y a mi misma, una amazona fuerte, segura de si misma y que se ama tal y como es. Experiencia recomendable al 2000% Solamente puedo decir, MILES DE GRACIAS".












"Bueno pues por fin empiezo a asumir lo que viví este domingo, estuve en un taller que mas que taller para mi ha sido un principio de conocer a muy buena gente, luego dicen que las mujeres son malas!!!!! La gente no profundiza en el alma de los que estan a su alrededor y he de decir que me he dado cuenta de la importancia de un abrazo, que lo que a la gente le falta es cariño de los demas y es lo que hay que empezar a hacer!! He conocido a muchas princesas que al principio estaban extraviadas como yo pero juntas hemos conseguido salir al camino en el que solo hay un sentido el de la felicidad, las risas y sobre todo el conocerse a si misma.....gracias a este gran proyecto que han realizado con tanto amor, cariño y dulzura estas dos pedazo de hermanas!! Gracias Ana Saiz y Mara Saiz Gomis por sacar adelante esto tan bonito que solo las que estuvimos sabemos que esta unión durará espero para siempre.....gracias princesas ya encontradas....."




















"El domingo viví una experiencia inolvidable, con unas personas maravillosas , de una sensibilidad desbordante . Casi 12h intensas con los sentimientos a flor de piel, complicidad, risas y dos maestras de ceremonia excepcionales Ana y Mara Saiz .Solo tengo un pero.... Se me hizo corto, necesito más."



"El domingo tuve la suerte de vivir una de las experiencias más bonitas de mi vida rodeada de trece mujeres maravillosas. Auténticas PRINCESAS que se extraviaron y que hoy, como yo, caminan tranquilas de la mano de aquella niña que un día fueron.
De cada una de ellas me he llevado un pedacito. Son mujeres valientes, guerreras genuinas que, a pesar de sus cicatrices, han sido capaces de entregar lo mejor de sí mismas en este encuentro.
Aún hoy, tengo la sospecha de que no he sido capaz de asumir tantas emociones, creo que aún tengo que ordenarlas una a una en mi interior. Siento que he sufrido una transformación personal, que empiezo a ser más consciente, a estar más presente en la vida.
Pero hay un pensamiento recurrente que me llena de alegría y es la sensación de haber recuperado la esperanza en el ser humano. He descubierto que aún hay personas que poseen una sensibilidad especial, que prefieren cultivar sus corazones a sus bolsillos, que no tienen miedo de regalar sonrisas, abrazos, besos y palabras de consuelo. Que no sienten vergüenza al expresar sus emociones y que saben que una lágrima no es símbolo de fragilidad sino de coraje.
No encontraré nunca palabras de agradecimiento suficientes para todas ellas y en especial para Mara Saiz Gomis y Ana Saiz , nuestras princesas guía. Dos mujeres ESPECIALES que se han convertido en mis gurús por muchos motivos. Sois adorables. Empecé a quereros desde el minuto uno. Me siento muy afortunada, de verdad."







"Llevaba mucho tiempo con mi alma partida, sin encontrar significado a nada; tirada en el sillón sono él teléfono y una vocecilla muy querida me insistía con agustia que viese una página de unas tales princesas extraviadas, no me lo pensé dos veces y llamé porque ni idea, creo que ni lo leí.

El sábado por la noche tuve varios impulsos de llamar y poner una excusa pero salía mi yo responsable, ya que Mara había hecho encaje de bolillos para meterme el domingo, asi que mi responsabilidad de nuevo se impuso y no podía fallar. Puse el despertador, mis ojos se abrieron antes de que amaneciera, yo creo para que no me perturbase el sonido angustioso de ese bicho, fui a recoger la ropa que me pondria para las fotos pero en ese momento dije No, No quiero ir con disposición de nada quiero que si tiene que surgir algo que surja pero no me quiero ir condicionada en ningún sentido. Cogí el coche y durante el transcurso pensaba sin nervios y tranquilamente; dónde voy, qué voy a hacer y en mi cabeza retumbaba; que más da, Yolanda, sigue... qué puedes perder... NADA. Cuando llegué a la casa la primera persona que vi fue a Mara, y sus primeras palabras fueron "Guapa", me dije ppfff más de lo mismo, pero duró muy poco esa sensación, traspase esa puerta y me dejé llevar como cuando una hoja ya débil se cae a un río y va flotando y moviéndose por los impulsos del agua, esa era yo , me dejé llevar me desnude y salió de mi interior todo lo que él quiso , se respiraba se sentía AMOR por todos los rincones, qué PLACER sentirte tan cobijada, con mujeres que no había visto nunca, todo fluyó y fluyó de la manera más bonita que nadie, ni yo misma, podía imaginar; eran miradas de ternura, manos con ganas de ofrecer todo de ellas... Acabó el día y salí como me veis en la foto, no guapa, eso que veis es mi interior, mi alma, mi tranquilidad... así salí, Mara ha sabido captar mi alma en esa foto, Ana me ha dado las pautas, y mis princesas SEGURIDAD!!!
Gracias, no sé que me ha ocurrido pero a Vuelto Yolanda!!!
Os quiero."









www.facebook.com/princesasextraviadas

www.facebook.com/marasaizphoto

www.marasaizphoto.com

2 comentarios:

  1. Increible tus fotos, se puede sentir la sensibilidad en los detalles...

    ResponderEliminar
  2. Pero... estas princesas... son preciosas!!!

    ResponderEliminar